Cómo bajar de peso de forma rápida y fácil

Las dietas siempre han generado mucha controversia, más incluso que otros temas candentes como política o religión. ¿Por qué? Tiene mucho que ver con que existan más de cientos de distintas dietas que se pueden seguir, algunas de las cuales funcionan y otras no, y miles de seguidores de dietas determinadas escogiendo bando y criticando otras dietas que no sean la suya.

Debido a todos los avances que han tenido lugar en el campo de la salud y la medicina, ahora sabemos que tener sobrepeso no es simplemente un problema que afecte a nuestro comfort y a nuestra autoestima, si no que puede desembocar en una gran cantidad de peligrosos problemas de salud. 
 

Si estás listo para coger el toro por los cuernos y perder algo de peso, en esta página vamos a analizar tres dietas que, si se implementan de forma correcta, pueden ayudarte a perder cinco kilos de peso en una semana.

ALGUNOS CONSEJOS PARA BAJAR DE PESO

Antes de comenzar hablando de los tipos de dieta que considerar, detengámonos a analizar algunos consejos que te pueden ser de utilidad:

PIERDE PESO CON UNA DIETA KETOGËNICA

Una dieta ketogénica no tiene como objetivo principal perder peso. Esta dieta se basa en ingerir una gran cantidad de grasas, una cantidad suficiente de proteínas y pocos hidratos de carbono. Este tipo de dietas se suelen prescribir a niños que tienen epilepsia.

Las dietas ketogénicas imitan el efecto del hambre en el organismo sin que realmente tengamos esa necesidad de ingerir alimentos: el cuerpo humano utiliza hidratos de carbono como fuente de energía principal, especialmente en lo que a las funciones cerebrales se refiere, y la dieta ketogénica obliga al cuerpo a utilizar grasa corporal como combustible en vez de hidratos de carbono. Limitando la ingesta de hidratos de carbono a nuestro cuerpo no le quedará otra alternativa que quemar grasa corporal.

Por supuesto, esta dieta requiere realizar ejercicio para que sea más efectiva. En resumen, esta dieta es una dieta baja en hidratos de carbono que no llega a eliminarlos del todo de nuestra ingesta diaria.

PIERDE PESO CON UNA DIETA BAJA EN CALORÍAS

Como hemos mencionado anteriormente en el consejo de contar calorías, el cuerpo humano pierde peso cuando utilizamos más calorías de las que suministramos a nuestro organismo. Esta regla es una regla básica en todas las dietas por lo que uno de los tipos de dietas más populares que puedes seguir para alcanzar tu objetivo de bajar cinco kilos es una dieta baja en calorías.

Este tipo de dietas requiere fuerza de voluntad y autocontrol. Tendrás que controlar qúe comes en lo que se refiere a grasas, hidratos de carbono y colesterol, pero sin llevarlo al límite. Tu salud no tiene por qué sufrir con tus intentos para perder peso.

Pon atención en tus menús diarios, asegurándote de que contienen todos los nutrientes necesarios. Evita alimentos procesados y precocinados y lleva la cuenta de las calorías de todo lo que comes a lo largo del día. Recuerda ejercitarte diariamente para acelerar el proceso de pérdida de grasa.

Incluso paseos de 20 minutos diarios pueden ser entrenamiento suficiente para comenzar. En una dieta baja en calorías es importante realizar ejercicio para quemar hidratos de carbono.

Qué comer y qué no comer en una dieta baja en calorías

En realidad puedes comer todo lo que te venga en gana siempre que te asegures de que tu límite calórico diario no se sobrepasa. Incluso puedes darte algún que otro capricho con comidas con un alto contenido en azúcar o con algo de alcohol.

Una dieta de 1200 caloráis al día es una buena manera de cortar drásticamente las calorías ingeridas. Para seguir la dieta con más facilidad, intenta realizar cuatro comidas de 300 calorías al día.

Tal vez pienses que 300 calorías no son suficientes para sentirte saciado, pero si te centras en alimentos sanos te sorprenderás de la cantidad de comida que puedes llevarte a la boca sin sobrepasar ese número.

Simplemente come alimentos hervidos en vez de fritos, quita la piel al pollo, come pescado en vez de carne, no picotees entre horas… Y verás como puedes lograr tu objetivo.

PIERDE PESO CON UNA DIETA BAJA EN GRASAS

Limitar la ingesta de grasas no es igual que limitar la ingesta de hidratos de carbono. El cuerpo transforma los azúcares en grasas, por eso las dietas bajas en hidratos de carbono son altas en grasas para compensar.

Gramo a gramo, la grasa contiene más calorías que cualquier otra cosa que comas. Por tanto una dieta baja en grasas realiza la misma función que una dieta baja en calorías, con la única diferencia de tu salud a largo plazo. Una dieta bajan en grasas es tremendamente saludable, sobre todo para el corazón, y si se combina con ejercicio puede ayudarte a bajar cinco kilos en un tiempo récord.