El selenio y tu organismo - Alimentos que tienen más selenio

El papel del selenio en nuestra salud

El selenio es un mineral que protege al cuerpo de diversas enfermedades graves, por lo que es muy importante para nuestro organismo aunque sea utilizado en cantidades muy pequeñas.

El selenio trabaja junto con la vitamina E para proteger a las células de daños, por lo que ayuda a combatir el envejecimiento y a que nuestro cuerpo resista mejor las infecciónes, además de protegernos de otros elementos tóxicos como el humo del tabaco. Por sí mismo, el selenio ayuda a mantener a nuestros ojos en buen estado, así como a nuestra piel y cabello, y actúa como agente antiinflamatorio ayudándonos a combatir enfermedades como la artritis.

La cantidad diaria recomendada de selenio oscila entre los 50 y los 80 microgramos al día, siendo ésta una cantidad aproximada para un adulto medio (sin incluir mujeres en estado de embarazo o lactancia). También se ha determinado que la cantidad diaria recomendada en ningún caso debería exceder los 200 microgramos al día.


Listado de alimentos con mucho selenio

Alimentos ricos en selenio (100 g) Selenio (microgramos)
Nueces de brasil hasta 1500
Germen de trigo 300
Levadura 260
Riñones 250
Hígado 150
Atún 900
Otros pescados azules 25 a 60
Mariscos 20 a 40
Semillas de girasol 45
Lentejas 30

¿Qué puede pasar si no obtienes la cantidad adecuada de selenio?

Según diversos investigadores, una carencia de selenio puede incrementar el riesgo de enfermedades cardíacas y de cáncer (especialmente cáncer de mama y de piel). Las carencias de selenio también pueden desembocar en una menor resistencia a enfermedades e infecciones, infertilidad y envejecimiento rápido.

¿Quién necesita selenio?

Una parte de las personas que sufren reumatismo y artritis ven cómo sus síntomas disminuyen con una mayor ingesta de selenio y vitamina E. Las personas que sufren problemas circulatorios también se han beneficiado de una mayor ingesta de selenio. Las mujeres que tienen un riesgo elevado de padecer cáncer de mama podrían intentar tomar selenio y vitamina E como medida preventiva. Recuerda obtener siempre el permiso de tu médico de cabecera antes de tomar suplementos de cualquier tipo.

No ingieras una dosis mayor de la prescrita, ya que grandes dosis de selenio pueden causar problemas como pérdidas de cabello, pigmentación en la piel, fatiga y caries.